Cómo Revertir El Sobrepeso Y La Obesidad

Se advierte que México registra una epidemia de sobrepeso y obesidad que impulsan otras enfermedades como diabetes tipo 2, cáncer y enfermedades cardiovasculares, y de acuerdo a estudios el consumo de azúcar origina el desarrollo del síndrome metabólico que favorece dichos padecimientos.

Expertas precisan que los niños son la población más susceptible al sobrepeso y la obesidad, consumiendo bebidas azucaradas y comida chatarra siendo un gran riesgo para la salud.

Gran porcentaje de la población adulta registra obesidad, y crece aceleradamente de los niños en México ya que tienen sobrepeso u obesidad; incluso hay infantes de ocho y 10 años que ya tienen diabetes tipo 2, cuando antes esa enfermedad se presentaba de los 40 años en adelante.

Requieres 150 minutos a la semana de ejercicio para mantener tu peso, y para perderlo 300 minutos, sin embargo incluso hay quienes se ejercitan cinco horas, pero si estás sentada más de 11 horas al día, tienes riesgo de muerte cardiovascular.

Hay evidencia de la repercusión de los hábitos en esta pandemia: por ejemplo en una sola comida rápida hay 50 por ciento de las calorías que se necesitan por día.

La situación se clasifica como “muy grave” existe un dato para 2025 habrá 333 millones de diabéticos en el mundo, pero en 2016 se alcanzó la cifra de 422 millones.

Al respecto Marcia Hiriart, investigadora y exdirectora del Instituto de Fisiología Celular (IFC), recalcó que ha estudiado el efecto del azúcar en la salud.

“En un modelo animal hemos visto que tomar bebidas azucaradas origina el síndrome metabólico, que aumenta la probabilidad de desarrollar, especialmente, diabetes mellitus. Es muy claro que un exceso de azúcar en la dieta no es bueno para la salud”, alertó.

Myriam Velasco, también experta del IFC, precisó que hombres y mujeres sin predisposición a desarrollar obesidad y diabetes con un consumo de sacarosa superior al normal en el agua y sin cambio en su dieta estándar, desarrollarán signos del síndrome metabólico.

Es decir padecerán obesidad, hipertensión arterial, dislipidemia con aumento de triglicéridos en plasma y resistencia a la insulina, signos que aumentan la probabilidad de presentar problemas cardiovasculares y diabetes mellitus tipo 2, añadió.

Share this article

Comments are closed.